Extractos

Los extractos se obtienen por la acción de un disolvente sobre las partes activas de la planta. Finalmente puede eliminarse el disolvente, con lo que quedan únicamente los principios activos de la planta. Como disolventes se emplean el alcohol etílico, el propilenglicol, el éter, la glicerina, diversos aceites y el agua.

La preparación de un extracto conlleva:

a) Obtención del licor que va a producir el extracto.

b) Evaporación del licor hasta la consistencia deseada, ya sea para obtener extracto fluido, extracto seco o extracto blando. Se logra mediante el baño de María, aplicando calor no mayor de 50° en una estufa.

 

EXTRACTO FLUIDO:

Se obtiene de tal manera que cada centímetro cúbico de extracto contiene los principios activos de un gramo de materia prima. Las ventajas que se logran son: estabilidad, concentración, proporción uniforme entre el extracto y la droga cruda, muy útil en la determinación de la dosis y sirve de base para la elaboración de preparados.

Un extracto fluido es un extracto hidroalcohólico de color más fuerte que las tinturas, donde la relación droga / extracto es habitualmente 1:1 o 1:2. Muchos son termolábiles y fotosensibles. Se usan via oral o tópica, y pueden sustituir a una tintura.

Los extractos fluidos pueden comprarse en el comercio farmacéutico estandarizados y confiables.

EXTRACTO SECO:

Se obtiene extrayendo los principios activos con solventes apropiados, y evaporando éste casi en su totalidad. El objetivo es conservar los ingredientes en forma concentrada, uniforme y apropiada para usada como medicamento.

La materia seca o extracto seco es la parte que resta de un material tras extraer toda el agua posible a través de un calentamiento hecho en condiciones de laboratorio. Es una noción usada principalmente en biologia y agricultura.

El procedimiento consiste en pesar la materia fresca (en su estado natural), y someterla a un secado por calentamiento en un horno de laboratorio, llegando a una temperatura de entre 103 y 105 ºC (en el caso de los alimentos) mientras que el tiempo que dura el calentamiento dependerá de cada substancia. Una vez pasado el tiempo de calentamiento se pesa el residuo, que será la materia seca.

Al mismo tiempo que se extrae toda el agua posible, desaparecen de la muestra los compuestos organicos volatiles como el amoniaco y el alcohol

EXTRACTO BLANDO:

Tiene una consistencia de miel espesa, debido a que la evaporación del solvente extractivo no fue total y contiene hasta un 20-25% de este. Los extractos se caracterizan por el olor y sabor de las sustancias de que provienen.

 

Orientación Naturista y Dietética de Calidad
Calle 2 Numero 9-81, La Grita Edo. Táchira Venezuela
02778814589 / 04167760764
contacto@elabcnaturista.com
Plantas Medicinales
Lista de Enfermedad
Metodos de Preparación
Terapias Alternativas
Consulta un Naturopara
Nuestras Publicaciones
© 2015 @elabcnaturista. Todos los derechos reservados