Publicado hace Hace 6 meses por Guillermo Angarita | 460 lecturas
Remedios para acufenos, tinnitus o zumbidos de los oídos

Se calcula que alrededor de 36 millones de personas alrededor de mundo padecen ocasionalmente o de forma constante de tinnitus o acufenos.

El tinnitus o acufenos, término que etimológicamente viene de acuo (oir) y phaino (aparentar o tener apariencia de fantasma), son los zumbidos o  ruidos anormales en los oídos como gorjeos, pitos, timbres, campanilleos, truenos, chirridos o silbatos) que se sienten, de manera continuada o con intervalos de silencio, en uno o ambos oídos.

Resultado de imagen para Remedios para acufenos, tinnitus o zumbidos de los oídos

El tinnitus puede ser causado por 

Taponamiento del conducto auditivo externo por cerumen o cera de los oídos endurecido

Sinusitis

Medicamentos como aspirina, antibióticos y barbitúricos

Exposición a substancias químicas como el monóxido de carbono procedente de las emisiones de vapor de la bencina utilizada para lavar en seco

Consumo excesivo de alcohol o cafeína

Exposición a ruidos fuertes e intensos (radios a gran volumen, disparos de armas de fuego, por martillos neumáticos, maquinarias industriales, un avión que aterriza o despega en el aeropuerto, los conciertos de rock entre otros).

Enfermedades que afectan al oído medio y/o interno

Trastornos circulatorios como presión sanguínea alta, arteriosclerosis o insuficiencia vascular cerebral

Padecimientos de la columna vertebral o cervical

Lesiones de cabeza

Estrés

Es importante observar que quien padece un acufeno, no sólo siente su ruido característico, sino que también puede experimentar otras alteraciones del organismo como insomnio, pérdida de la capacidad de concentración o pérdida de la

audición.

Resultado de imagen para Remedios para acufenos, tinnitus o zumbidos de los oídos

Curase usted mismo

- Tomar dos cucharadas de levadura de cerveza diariamente mezclada en un jugo de tomate.

- Tomar una infusión elaborada con hojas de ginkgo biloba tres veces al día lo cual aumentará el riego cerebral y actuará positivamente sobre el zumbido de oídos.

- Realizar lavados diarios de nariz con agua fría, ligeramente salada (1 ó 2 granos de sal gorda disueltos en un vaso de agua) lo cual estimulará el riego sanguíneo si se consigue que el agua pase a la garganta.

- Insertar, en el caso de taponamiento del oído como causante del tinnitus, 3 ó 4 gotas de aceite de castor en cada oído una vez al día, y luego tapar con un trozo de algodón o emplear una gota de jugo de cebolla tres veces por semana hasta sentir alivio, luego una vez cada diez días como mantenimiento.

- Presionar, durante varios minutos, las depresiones detrás de ambos lóbulos y la mandíbula directamente debajo de las orejas.

- Preparar una mezcla, en el caso de taponamientos del oído, con 100 gramos de aceite puro de oliva de primera presión en frío, 10 gramos de flores de gordolobo, 5 gramos de castaño de Indias, 3 gotas de aceite esencial de tomillo .Poner en un frasco de cuello ancho las hierbas y verter el aceite ligeramente caliente y removiendo al mismo tiempo. Dejar al aire abierto con una gasa durante 3 semanas y agitar todos los días.

Pasado ese tiempo, procederemos a colar y agregar la esencia. Envasar en un frasco cuenta gotas y aplicar 4 gotas en el oído al acostarse.

- Calentar en medio litro de agua un limón troceado, tres cucharadas de pipas de girasol peladas y una cucharada de miel. Remover constantemente por 10 minutos, colar el líquido y conservar en un recipiente hermético. Tomar dos vasos a diarios durante 60 días.

- Macerar 2 ½ cucharadas de semillas de de alholva o fenogreco en 3 tazas de agua fría por 8 horas.  Pasado ese tiempo,  remover un poco la mezcla y beber 1 taza.

- Aplicar un trapo previamente calentado por medio de una plancha y poner de inmediato, antes que se enfríe, sobre el oído donde se siente el zumbido

- Colocar, en un frasco de cuello ancho,  15 g de castañas de indias y 3 gotas de aceite esencial de geranio y luego verter 100 g de almendras algo caliente y remover al mismo tiempo.  Dejar abierto por 3 semanas, pero cubierto con una gasa y agitar a diario. Pasado ese tiempo, colar y verter en un frasco cuentagotas.  Aplicar 3 o 4 gotas tibios en el oído al acostarse y 30 minutos antes de levantarse

Resultado de imagen para Remedios para acufenos, tinnitus o zumbidos de los oídos

- Verter una cucharada de poleo en una taza de agua que esté hirviendo. Tomar 2 tazas al día hasta sentir mejoría de este trastorno.  Este remedio no sólo ayuda en los casos de acufenos sino que también se emplea contra los estados nerviosos, palpitaciones del corazón y vértigos.

- Moler un puñado de hojas frescas de albahaca hasta obtener un jugo con el cual se deberá impregnar una bolita de algodón Poner ésta sobre la entrada del conducto auditivo del oído afectado. Realizar este remedio varias veces al día

- Hervir 40 g de la planta llamada calamento en 1 litro de agua por 10 minutos. Colar y tomar 1 o 2 tazas al día.  Este remedio también ayuda en los casos de aerofagia, asma, digestiones difíciles, problemas en los bronquios, hipo y cansancio.

- Mezclar 1/2 cucharadita de miel y 2 cucharaditas de vinagre de sidra de manzana en un vaso de agua.  Tomar 3 veces al día hasta que el tinnitus desaparezca.  Este remedio con vinagre de sidra de manzana es un eficaz antiinflamatorio y además ayuda a balancear el grado alcalino del organismo.

- Machacar 2 dientes de ajos y luego calentar en 1 cucharada de aceite de sésamo. Dejar enfriar y colar.  Empapar una bolita de algodón con esta preparación, colocar en la entrada del canal auditivo y dejar puesto por 5 minutos.  Realizar este remedio durante 7 días.  El ajo es antiinflamatorio, antibacterial y además facilita la circulación sanguínea; todo ello contribuye a reducir y desaparecer el tinnitus

- Hervir 1 cucharadita de ramas y hojas de muérdago en una taza de agua por 8 minutos.  Tapar y dejar refrescar.  Colar y beber sólo 1 taza al día.

- Machacar una hoja fresca de llantén, previamente lavada, y luego verter un par de gotas en el oído.

- Consumir un puñado de semillas de sésamo al día.

- Hervir un puñado de flores de saúco en 1 litro de agua y, cuando esté en su punto de ebullición, retirar y dejar refrescar sólo un poco.  Aproximar el oído pero sin llegar a quemar y dejar que el vapor se introduzca en el oído.  Alejarse después de 3 minutos.

- Presionar ambas orejas contra la cabeza varias veces por día y usar los dedos pulgar e índice para masajear los extremos exteriores de ambas orejas, incluyendo los lóbulos. Igualmente, presionar y masajear el área debajo de los dos últimos dedos en la palma de cada mano, y/o en la planta del pie, entre el dedo meñique y el medio.

- Presionar, para el tinnitus con pérdida de audición, una vez al día las depresiones detrás de ambos lóbulos y la mandíbula, directamente debajo de las orejas; y/o presione las encías detrás de las muelas del juicio con un borrador de lápiz, o muerda un trozo de algodón en la misma área durante varios minutos. (remedio de acupresión)

- Usar remedios homeopáticos como los siguientes:

Pulsatilla Cerumen duro, negro. Sonidos pulsátiles, sincrónicos con el pulso.

Sanguinaria Sensación de quemazón en los oídos, con las mejillas rojas. Zumbido con sensibilidad dolorosa a los ruidos súbitos en mujeres menopáusicas.

Spigelia Sordera periódica. Sensación de repique distante. Pulsación. Martilleo.

Sulphur Prurito en los oídos. Descarga de pus. Audición muy sensible: cualquier sonido es insoportable. Náusea al tocar el piano. Zumbidos.

Tuberculinum Acúfenos. Sensación de pesadez en la cabeza. Dolor en oídos y dientes.

Resultado de imagen para Remedios para acufenos, tinnitus o zumbidos de los oídos

Recomendaciones

Adoptar una dieta alta en fibra y baja en grasas, que incluya especialmente alimentos que contengan magnesio y potasio (son buenas fuentes los albaricoques, las papas horneadas, las bananas, la remolacha, las verduras con hojas y las nueces) lo cual mejora la circulación y disminuye los ruidos molestos.

Evitar el consumo de café y alcohol.

Practicar ejercicio y deportes suaves para activar la circulación sanguínea.

Evitar la introducción del dedo, objeto puntiagudo o bastoncitos de algodón si se siente el oído taponado, ya que puede causar infecciones o heridas.

Practicar técnicas de relajación si el zumbido tiene origen en el estrés. Añadir imágenes mentales de un retorno hacia algún suceso agradable anterior al ataque de tinnitus podría proveer alivio, por lo menos momentáneamente.

Al volver a “vivir” las imágenes, los sonidos y las sensaciones en detalle, y dar a la experiencia original un nombre como “sosiego” antes de terminar la sesión de relajamiento, muchas víctimas pueden borrar los ruidos durante varios minutos simplemente repitiendo el nombre elegido.

Para los ruidos nocturnos que impiden o interfieren con el sueño, un relajamiento deliberado mientras se escucha música suave (o una grabación comercial de ayuda al sueño, o lluvia en el techo u otros sonidos calmantes), con frecuencia controla el tinnitus y en algunos casos lo elimina por completo.

Evitar la introducción de algún líquido en el conducto auditivo si se sospecha de perforación timpánica.

Acudir a un especialista cuando el tinnitus o acufenos es persistente o recurrente para averiguar la causa que los produce y tratarlos de manera específica.

Resultado de imagen para Remedios para acufenos, tinnitus o zumbidos de los oídos